A mayor consumo, más tarifa eléctrica

altIbarra. 320 abonados del sector residencial de Emelnorte, de los 200 mil que habitan en el área de concesión,  ya no contarán con el subsidio eléctrico.

Los 320 forman parte de las personas que consumen más de 500 kilovatios hora (kwh) cada mes.

En promedio, por cada kilovatio hora se paga de 8 a 9 centavos, con subsidio.
Con la eliminación del beneficio, las personas deberán pagar alrededor de 12 centavos cada kilovatio que supere los 500, informó el presidente de Emelnorte, Marcelo Moreno.

Por ejemplo, por 500 kilovatios hora, el valor es de 40 dólares, con subsidio.Si consume 512 kilovatios hora, el valor será de 41,44 dólares (sin subsidio).
Lo que el Estado deja de subsidiar son los 12 kilovatios que se excedió en el consumo mensual.

 Los que pagarán más. Los 320 abonados que consumen más de 500 kilovatios hora pertenecen a la clase media alta, y en su mayoría se concentra en Imbabura.
Este tipo de usuarios, generalmente cuenta con termostato para calentar el agua de las piscinas, utiliza secadoras de ropa, lavadoras de platos, entre otros artefactos.
Al mes, el uso del termostato si está conectado 12 horas en el día, genera alrededor de 18 kilovatios hora y, al mes, solo el uso del termostato llegaría a los 530 kwh.
 Lo normal. El director de Comercialización (e) de Emelnorte, Ramiro Flores, explicó que en una casa habitual de cuatro personas del área residencial, en iluminación consumen 30 kwh, al mes.


En un hogar de clase media, lo que más genera kilovatios es la refrigeradora.
Un computador, si se usa alrededor de 5 horas al día, daría como resultado 30 kwh mensuales.

El promedio de los consumidores de clase media en la Sierra no pasa de los 260 kwh.

La tarifa de la dignidad es de 4 centavos; la pagan quienes consumen menos de 110 kwh en 30 días.

 Comercio e Industria siguen con subsidio. Consuelo Terán, propietaria de la heladería Rosalía Suárez, comentó que el consumo en el lugar es de 509 kilovatios hora en mayo y pagó 52,60 dólares; en ocasiones la tarifa es de 62 dólares o más.
Rubí Paredes, propietaria de la heladería La Bermejita, paga alrededor de USD 70 por consumo de energía eléctrica del local y USD 50 en su casa, porque tiene un congelador.


El sector comercial e industrial continuará con el subsidio del Estado.

 Hora pico. Es considerada desde las 18:00 hasta las 22:00. En este periodo se conectan más equipos de generación por lo que el Estado emplea plantas térmicas;  el costo de electricidad llega a los 25 centavos por  kilovatio hora.

No es una consecuencia directa al consumidor, pero sube el costo de energía para las empresas.