840 niños participaron en feria gastronómica

feria deal

Otavalo.- Un total de 840 niños y niñas de 20 Centros infantiles del Buen Vivir (CIBV) de este cantón participaron en la feria gastronómica realizada en el estadio de Monserrath la mañana de ayer.

Evento. Educadoras y coordinadoras de los CIBV junto a los padres de familia de estas instituciones participaron en este evento en el cual se habló de la importancia que tiene una buena nutrición para el desarrollo de los niños. “Proteger a la niñez en su nutrición, dentro de un centro infantil es ir construyendo una nueva familia con oportunidades”, explicó Amalia Insuasti, Directora provincial del Ministerio de Inclusión Económica y Social (Mies)
En la feria gastronómica se pudo degustar preparaciones realizadas con alimentos propios de la zona como zapallo, zambo, quinua, maíz, entre otros.

Apoyo. Los CIBV que participaron en la feria gastronómica están a cargo de la Fundación “Una mirada feliz”, quienes proporcionan la alimentación a los menores. Roberto Yamberla, coordinador de la fundación, explicó que el personal de esta organización “atiende a niños y niñas que comprenden entre las edades de 12 a 36 meses. Los beneficiarios directos son familias que están dentro de los índices de pobreza a quienes, con nuestra atención, damos la posibilidad de que en sus hogares puedan realizar actividades que les permitan sustentar a sus hogares”, explicó Yamberla

Gastronomía. Yamberla destacó también la importancia de esta actividad en la que se dio a conocer el daño que se hace a la salud cuando se consume productos con alto contenido químico. “Estamos incentivando el consumo de productos de la localidad y frescos. En la alimentación de los niños de los CIBV utilizamos gran variedad de tubérculos, granos, hortalizas y frutas”, finalizó el coordinador.

Beneficiarios. Los niños y niñas de los CIBV participaron con danzas, cantos y otras actividades dejando un mensaje de la importancia de la buena alimentación. “Con esta campaña se está incentivando a los padres y madres de familia para que podamos ayudar a nuestros niños y mejorar su alimentación, de esta manera tendremos hijos fuertes y sanos”, dijo Eva Maigua, quien tiene a su hija en el CIBV Sisa Pakari, ubicado en la comunidad La Compañía.