360 mil ecuatorianos en España se beneficiarán de Seguridad Social

Madrid. España y Ecuador ultiman los detalles de las negociaciones para la entrada en vigor del nuevo convenio bilateral de Seguridad Social entre ambos países, que podría ser a finales de este mes, según informó hoy la Embajada ecuatoriana en Madrid en un comunicado.

El embajador de Ecuador en España, Galo Chiriboga Zambrano, y el secretario de Estado español para la Seguridad Social, Octavio Granado, han acordado convocar una reunión técnica en Madrid para definir los detalles del acuerdo.

La reunión de los expertos de España y Ecuador se desarrollará en la última semana de junio y deberá centrarse en los ajustes finales de redacción, tras el intercambio de observaciones en los últimos meses sobre el texto final, explica la Embajada.

Después de esa reunión, únicamente quedará por fijar la fecha para el acto de suscripción del acuerdo administrativo, con lo que podrá entrar en vigor de forma efectiva el convenio bilateral que beneficiará a cerca de 180.000 trabajadores ecuatorianos afiliados al sistema español de Seguridad Social.

El nuevo convenio hispano-ecuatoriano fue suscrito formalmente en Madrid el 4 de diciembre de 2009 por los ministros de Relaciones Exteriores de los dos países, y viene a reemplazar al hasta ahora vigente, de abril de 1960.

Este nuevo acuerdo se ajusta a la nueva realidad caracterizada por la presencia de alrededor de 360.000 ciudadanos ecuatorianos que están viviendo en España con sus papeles en regla.

De acuerdo con lo estipulado, el nuevo convenio, ya aprobado por los parlamentos de los dos países, establece el principio de igualdad de trato para los trabajadores o pensionistas ecuatorianos en España, y españoles en el Ecuador.

También para sus respectivas familias, quienes podrán tener acceso a las prestaciones contributivas por jubilación, maternidad, supervivencia, accidentes de trabajo, incapacidad temporal y permanente, enfermedades profesionales y auxilio por defunción.

El documento señala reglas precisas para la acumulación de períodos de seguro en ambos países, a efectos de que puedan brindarse las prestaciones debidas a los ciudadanos de las partes, independientemente del país en el que se encuentren.

Dichas prestaciones serán revalorizadas y complementadas periódicamente, según explica la Embajada en el comunicado.

Así, cuando un afiliado haya trabajado en los dos países, Ecuador y España, sin reunir en ninguno de ellos el tiempo mínimo de aportaciones para beneficiarse de la pensión por jubilación o invalidez, se sumarán los aportes realizados en cada país, para tener derecho a la pensión.

El monto de la pensión será el resultado de la sumas de las pensiones parciales y guardará relación con el tiempo de aportes y la edad del beneficiario.

Fuente: EFE