190 pacientes con VIH se atienden en el San Vicente

portadilla-ibarraEl Hospital San Vicente de Paúl, HSVP, tiene a su cargo, y por 15 años, la Clínica para el tratamiento del VIH -Sida. En sus inicios (año 2 000) esta área de salud tenía dos pacientes, actualmente existen 190. La cifra ha ido en aumento con el pasar de los años. Cabe señalar que en el 2012 la Clínica del Sida llevaba la atención de 62 pacientes en tratamiento. Los primeros registros del (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida), SIDA, aparecieron en Estados Unidos a comienzos de los años ochenta, y ya en los noventa se había convertido en una epidemia mundial.

“Yo atiendo de lunes a viernes, en el horario de la mañana de siete a nueve pacientes diarios, que son considerados cero positivos. Para nuestra población esa es una cifra demasiado alta”, dijo Juan Vaca, médico internista, especialista en el tratamiento del VIH=Sida y que al momento lidera la Clínica del Sida que existe al interior del HSVP. El galeno explicó que el paciente cero positivo es la persona que tiene el virus, pero que aún no está con el sida como tal .

“VHI es la persona que tiene dentro de sí el virus, está infectada y puede transmitirlo a otras personas sin conocer su condición y puede ser que en cinco año como promedio se desarrolle una enfermedad oportunista y es en donde esa persona está ya en etapa de sida”, explicó el médico que forma parte del Hospital San Vicente de Paúl.. Vaca dijo que al momento 190 pacientes son atendidos en la Clínica del Sida, de los cuales el porcentaje entre hombres y mujeres está compartido entre el 50%, para cada uno. La edad promedio fluctúa ente los 13 a 25 años de edad.

EN EL EMBARAZO

“Es importante que las mujeres embarazadas, se realicen las pruebas de VIH, en caso de identificar a una persona embarazada y que tenga el contagio, se empieza a planificar una cesárea, para evitar que pueda contraer el bebé el virus del VIH. Con la cirugía existe menos riesgo”, dijo Yuling Reascos, gerenta del Hospital San Vicente de Paúl.

“Actualmente en el Ecuador existen 84 475 personas con sida, de éstos 9 586 personas fallecieron. Estas estadísticas las tenemos desde el año 1984 hasta el año anterior (2014). Los pacientes que son tratados en el HSVP, están en diferentes fases de su enfermedad. Contamos con el servicio de hospitalización, hay que indicar que el hospital se maneja con absoluta confidencialidad el tema, con la finalidad de evitar discriminación”, explicó la funcionaria de Salud Pública.

TESTIMONIO REAL

‘Karen’, nombre protegido, presentó su testimonio en el auditorio de la Universidad Técnica del Norte, UTN. Ella tiene sida y esto fue lo que dijo: “Soy madre de una niña de seis años, mi hija no tiene el virus y mi actual pareja tampoco. Pero para mi, en el primer momento en que me enteré que tenía sida, lo que se me vino a la mente fue mi hija y mis errores; errores como fue tener una relación ‘informal’ en Bogotá- Colombia. Tuve una relación ya embarazada de mi hija, hubo un hombre que me quiso y quiso a mi hija, pero no se sentía plenamente feliz conmigo, era un hombre que tenía 40 años y yo 20, él me engañó, me mintió y me traicionó. Yo herida… me sentí sola y engañada y le pagué con la misma moneda. Al tratar de pagarle con la misma moneda a ese hombre, cometí el error más grande de mi vida, para estar ahora en el punto en que me encuentro. Engañarlo a él, con el primero que se me cruzara, una cita casual con el hombre que más me guste, terminó con una infección de VIH. No me cuidé, ni me protegí y no tenía ni idea de que el chico podría estar infectado con el virus. Seguimos comunicándonos y hablando, él quería tener una relación seria conmigo, pero yo no me sentía en condiciones de pasar con el. Tres años de mi vida viví sola, dedicada a mi hija y a mi trabajo, dedicada a mis hermanos y a mi madre, porque no crecí con mi mamá. tampoco tuve padre. En ese trayecto que tuve para el Ecuador conocí a mi pareja con la que ahora convivo, es un hombre que me quiere verdaderamente porque sabe que tengo el virus y está conmigo, le agradezco a Dios por poder estar con esa persona y poder estar delante de ustedes, compartiendo mi testimonio para que ustedes tomen conciencia y miren con quién están o por lo menos sepan cómo manejan su intimidad. Mi intimidad no fue desmedida, fueron cuatro hombres los que han pasado en mi vida, incluyendo la pareja que ahora tengo. Muchas personas a veces tienen una vida sexual desordenada, bueno eso solo ustedes lo saben, pero eso es muy perjudicial ya sea con o sin proteccción. Al momento estoy tranquila, pero si estuviera sola y si no tuviera a nadie conmigo talvés yo me mataría. Sinceramente yo me mataría porque es algo traumático para uno. Pero ahora vivo por mi hija y por la pareja que tengo a mi lado. Nos cuidamos mutuamente