150 cámaras vigilan la seguridad en toda la provincia de Imbabura

ecu911Ibarra.- Desde el Servicio Integrado de Seguridad ECU 9-1-1, instalación ubicada en centro del parque Ciudad Blanca, a través de las 150 cámaras ubicadas en diferentes puntos de la provincia, los operadores cuentan con el apoyo de la videovigilancia para evitar que se comenta algún tipo de delito o un acto que esté al margen de la ley.

El inicio.  En  2014 arrancaron los trabajos del  ECU 9-1-1 en la provincia. Empezaron con 65 cámaras y posteriormente  el número se fue incrementando considerablemente y en la actualidad son 150 de estos equipos tecnológicos los que día y noche vigilan los seis cantones de la provincia.

Convenios.  Carlos Cadena, Coordinador Zonal del ECU 9-1-1, mencionó que la labor que realiza el servicio integrado hacia la ciudadanía es positiva.  

También indicó que para lograr  aumentar los puntos de videovigilancia, el ECU 9-1-1 tiene firmados  convenios con los gobiernos autónomos descentralizados  de los seis cantones de la provincia de Imbabura.

“El fin es adquirir cámaras de videovigilancia para que sean interconectadas a nuestro centro y se pueda dar mayor seguridad a la ciudadanía”, explicó  Cadena. En lo que va del 2018, según mencionó el  coronel Cadena, sean instalado cuatro cámaras: dos en Cotacachi y dos en Pimampiro.

En la actualidad, también se encuentran  realizando la instalación de 23 dispositivos en diferentes puntos del  cantón Otavalo. En junio próximo los equipos tecnológicos ya entrarían en funcionamiento.

“De esta manera, el Servicio Integrado de Seguridad ECU 9-1-1 fortalece su compromiso de brindar atención en los lugares que más se necesita, con un contingente tecnológico de última generación y personal debidamente capacitado para alcanzar mayor seguridad integral”,  dijo el coordinador zonal,

El aporte.  Para Cadena, tener cámaras para videovigilancia contribuye en varios aspectos a la seguridad ciudadana, ya que es un medio tecnológico  disuasivo.

Estos equipos pueden causar un impacto psicológico a quienes intenten cometer algún actividad que esté al margen de la ley.
También brinda el apoyo operativo a los miembros de las instituciones que acuden a una llamada de auxilio o de emergencia, entre ellos  Agencia Nacional de Tránsito (ANT), Fuerzas Armadas (FFAA), Policía Nacional (PPNN), Cuerpo de Bomberos, Ministerio de Salud (MSP) y  Agentes Civiles de Tránsito (ACT).