15 personas fueron rescatadas del cerro

Otavalo. Lo que parecería ser un día normal de una familia, en las faldas del cerro Imbabura casi termina en tragedia.

Un adolescente de 15 años se encontraba recogiendo frutos silvestres cuando cayó de una colina, rodando cerca de 100 metros por medio de los pajonales.

Esta situación prendió las alarmas del resto del clan familiar que pidió la ayuda del Cuerpo de Bomberos de Otavalo, quienes llegaron al lugar para realizar el rescate.

Informe. Wilson Jaramillo, subcomandante de los ‘Casaca Roja’, en el cantón, aseguró que el joven de 15 años presentó una lesión en uno de sus brazos dejándolo inmóvil y dolor en todo el cuerpo por la consecuencia de la caída en alturas.

“El primer grupo de rescate fue activado de la CIA XI de San Pablo de Lago quienes ascendieron al lugar”, contó el uniformado.

Rescate. Tras dos horas de operativo se logró la ubicación del menor quien se encontraba en estado consiente. Según Jaramillo, el paciente presentaba deformidad en la articulación del brazo izquierdo (Luxación en el codo), y principios de hipotermia.

Tras este operativo y la ubicación del resto de personas que se encontraban en el lugar se procedió a realizar el rescate de las 15 personas.

Según el informe del Cuerpo de Bomberos, todas las personas presentaban principios de hipotermia, lo que impedía que ellos se movilicen por sus propios medios.

Recomendaciones. Desde los organismos de socorro del cantón, hacen las recomendaciones respectivas para que las personas que piensen ascender al cerro Imbabura tomen las medidas de seguridad correspondientes.