10 millones para cooperantes

p9OTAVALO. Autoridades zonales, provinciales, locales y parroquiales de Imbabura y sus seis cantones participaron en la firma de convenios que realizó el Ministerio de Inclusión Económica y Social, MIES. 10 millones de dólares se entregan para que las obras de atención prioritaria continúen y se desarrollen.

En el acto solemne realizado en el auditorio de la Universidad de Otavalo acudieron a la invitación del MIES los representantes de las obras que se realizan en la zona, los objetivos son mantener y mejorar los espacios en los que se benefician personas de atención prioritaria.

Según el artículo 35 de la Constitución de la república se considera grupos de atención prioritaria a “las personas adultas mayores, niñas, niños y adolescentes, mujeres embarazadas, personas con discapacidad, personas privadas de libertad y quienes adolezcan de enfermedades catastróficas o de alta complejidad, recibirán atención prioritaria y especializada en los ámbitos público y privado.

La misma atención prioritaria recibirán las personas en situación de riesgo, las víctimas de violencia doméstica y sexual, maltrato infantil, desastres naturales o antropogénicos. El Estado prestará especial protección a las personas en condición de doble vulnerabilidad.

” Paolina Vecoutère, directora del Distrito Imbabura del MIES, indicó que a través de la firma de estos convenios los representantes de cada uno de los proyectos se comprometen a poner el 20% del valor entregado por el estado a su institución como contraparte. Es decir que, según estos acuerdos son 12 millones de dólares los destinados para las personas de grupos prioritarios en la provincia de acuerdo a este convenio. El siguiente paso es realizar las transferencias a las cuentas de los cooperantes.

Los gobiernos parroquiales, de Ilumán, Eugenio Espejo, San Rafael de la Laguna, La Esperanza, San Pablo del Lago, entre otros, estaban presentes en el auditorio para continuar con los proyectos que ellos manejan, como los Centros Educativos del Buen Vivir, CIBV, que están ubicados en sus jurisdicciones. Hermanas religiosas de diferentes comunidades de monjas de la Iglesia Católica también estuvieron presentes para recibir la ayuda correspondiente para los asilos y orfanatos que administran en la provincia de Los Lagos.

El Ministerio de Educación fue una de las instituciones públicas presente en la reunión, ya que trabajan con el centro educativo “La Joya” en Otavalo, institución que se dedica a la enseñanza de niños con discapacidad, que por un tiempo dejó de funcionar y las autoridades de la Zona y el Distrito 10D02 Antonio Ante-Otavalo tomaron la posta para que este sector no quede desprotegido. El MIES realizará el seguimiento de la utilización de los recursos asignados a los cooperantes de la provincia.