Otavaleños viven el drama de cerca

09:48 565 hits

Otavaleños viven el drama de cerca

Ratio:  / 0
MaloBueno 

pag-29La tranquilidad regresa gradualmente a Bruselas, Bélgica, tras los atentados terroristas del martes último.
Hasta el momento, un ecuatoriano es parte de las víctimas que dejó el ataque.
En diálogo exclusivo con el noticiero Pulso Informativo de Radio Los Lagos, Alberto Cushcagua, artesano otavaleño quien reside desde hace 12 años en el país belga, relató los momentos que se vivieron previo y después del atentado.
“La verdad es que es un poquito complicada la situación con todo esto que ha pasado. La gente no tiene la seguridad para salir. La ciudadanía está alborotada con todo lo que ha sucedido”, relata el artesano.
Cushcagua es uno de los 200 otavaleños afincados en el país.
El martes 22 de marzo, dos explosiones, al menos una de ellas causada por un suicida, sacudieron el aeropuerto de Bruselas y otra más el metro de Bruselas, provocando el cierre de la ciudad y registrando al menos 34 personas fallecieron.


DESDE AGATO
El artesano oriundo de la comunidad Agato aseguró que minutos antes del primer estallido en el Aeropuerto, iba a pasar por el lugar.
“Yo vivo cerca al aeropuerto, me aprestaba a salir a mis actividades cotidianas cuando hubo la primera explosión”, recordó.
El grupo insurgente Estado Islámico se adjudicó la responsabilidad por los dos ataques, que ocurrieron cuatro días después de que la policía local capturó al principal sospechoso de los atentados de grupos yihadistas en París.
La tranquilidad de Cushcagua, contrasta con lo que vive la familia de Jimmy Montenegro-Rosero, quien tiene a uno de sus hijos al borde de la muerte.
De acuerdo a Lenín Ibacuán López, sobrino del ibarreño, a Montenegro le traspasó un proyectil en el lado derecho del cerebro dejándolo en coma, así lo expresó a Citynoticias (89.3 FM de Guayaquil).
Montenegro, de 39 años, nació en la parroquia Julio Andrade del cantón Tulcán en la provincia de Carchi, sin embargo desde los siete años vivió en Ibarra. Su llegada a suelo europeo fue en 1998 donde se afincó hasta la actualidad.
Jacqueline Molina es otra de las ibarreñas residente en el país europeo, quien también dio su mensaje de tranquilidad a este rotativo. “Estoy en pánico y con mucha tristeza, pero estamos bien. Hace poco vine a vivir acá”, expresó la connacional.
Édison Segovia, otro de los otavaleños residentes en Bruselas, a través de su página de Facebook, también confirmó que estaba bien.
Para mayor información sobre la situación de los connacionales que viven en Bruselas, la Cancillería informa que la Oficina Consular de Ecuador en dicha ciudad atiende al teléfono (0032) 2 644 3258, en horario 09:00 a 19:00 (hora Bélgica),
También al correo electrónico Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., en Ecuador a la línea gratuita 1800 Cancillería, en EEUU 1-844-6684543 y en España 900-935930 o a través del chat o llamada web en www.consuladovirtual.gob.ec.