No se fijó en el disco PARE y provocó accidente

08:49 705 hits

No se fijó en el disco PARE y provocó accidente

Ratio:  / 0
MaloBueno 

p29Un percance vial se registró la noche del sábado, en la intersección de las calles Juana Atabalipa y Tobías Mena. Dos automotores impactaron. Por la fuerza del golpe, uno de los vehículos quedó volcado en media calle.   


En el parte informativo levantado por el agente civil de tránsito Julio Bosmediano, consta que el conductor del auto tipo Trooper, color dorado, circulaba por la calle Juana Atabalipa, cuando al llegar al cruce con la Tobías Mena, no se habría percatado del disco Pare y se produjo el impacto contra un vehículo marca Hyundai, color negro que se movilizaba por dicho tramo.
Luego del choque, el Hyundai quedó con la parte frontal destrozada, mientras que el Trooper yacía de costado en la Juana Atabalipa. Vidrios rotos, luces dañadas, y más, eran parte de los daños del automotor que sufrió el volcamiento.
Tanto el conductor del Trooper, como el chofer del auto negro, no presentaron heridas de gravedad ni lesiones.
Decenas de personas se aglomeraron en el sitio tras el accidente. Agentes civiles de tránsito controlaron el tráfico en el sitio para evitar la congestión vehicular en la intersección. Dos grúas trasladaron a los automotores hasta el Centro de Retención Vehicular de la Agencia Civil de Tránsito de la Empresa Pública de Movilidad, MEP, ya que los propietarios de los vehículos accidentados no llegaron a un acuerdo extrajudicial.  
Personal del Cuerpo de Bomberos de Ibarra, CBI,  arribó para realizar labores de seguridad, debido a que en la calle se esparcieron aceites y otros líquidos peligrosos.
Los “casacaroja” ejecutaron la desconexión de las baterías de ambos vehículos para evitar un posible flagelo. Posteriormente realizaron una limpieza de la calzada con la ayuda de un tanquero.
Habitantes del sector aseguraron sentirse inseguros debido a la velocidad con la que los autos circulan por el tramo.
“Ya no es novedad esto, yo no sé si la gente se confunde o no se fija en las señales de tránsito, pero esto se ha convertido en un peligro porque los señores conductores van como quiera y suceden este tipo de cosas. Qué pedimos más si son las personas las que ya deben poner conciencia y manejar con los cinco sentidos”, manifestó Abel Rivera, residente.
Franek Alencastro, funcionario del Empresa Pública de Movilidad, MEP, sostiene que pese a los operativos desarrollados por los agentes civiles de tránsito y los controles a personas que conducen en estado etílico y demás, “los conductores parecen no haber tomado verdadera conciencia a la hora de manejar”, dijo.