Primer feminicidio en Imbabura en lo que va de este año

06:31 1807 hits

Primer feminicidio en Imbabura en lo que va de este año

Ratio:  / 0
MaloBueno 

p31El cuerpo sin vida de Fanny Puma Ibaza fue encontrado junto al estadio de la comunidad de La Magdalena. Sucedió la madrugada de ayer. Su pareja sentimental es señalada como el principal involucrado en este delito. Personal de la Dirección Nacional de delitos Contra la Vida, Muertes Violentas, Extorsión y Secuestro, DINASED, investiga el caso.

EL ACONTECIMIENTO. Luis Alberto Molina, allegado de la fallecida, asegura que la última vez que Fanny fue vista con vida, fue a la salida de su trabajo desarrollado en Chaltura el lunes alrededor de las 17:00. Molina asegura que cerca de la 01:21 de ayer, la madre de la joven recibió una llamada de un ciudadano con quien presuntamente su hija mantenía una relación, quien le había preguntado por el paradero de Fanny. “Él le llama a preguntar si ella ya había llegado a la casa, como mi prima le dice que no, les dice que vayan a buscarle por el sector del estadio, entonces esto se comunicó a todos y bajamos a eso de las 02:00 para buscarle. Mientras tanto estábamos llamando al número de él, pero insistía en que la busquemos en el estadio”, resaltó.

HALLARON EL CUERPO. Luego de recorrer los alrededores del estadio, uno de sus hermanos se percató que su hermana yacía inerte entre la maleza. De inmediato, los comuneros notaron que la mujer ya no tenía signos vitales. “Tenía la carita hinchada, un poco morada y sangre en la nariz”, agregó el familiar.

PROCEDIMIENTO. Agentes de la DINASED arribaron al sitio para tomar el procedimiento respectivo, en el lugar encontraron una soga con la que, al parecer, el presunto asesino le quitó la vida. Sus restos fueron levantados por personal de la Unidad de Criminalística e ingresados a la morgue del hospital San Vicente de Paúl, HSVP, donde se le practicó la autopsia de rigor.

AUTOPSIA. El informe médico legista desarrollado, determina que Fanny murió a causa de una asfixia mecánica por probable sofocación, asfixia o ahorcamiento realizado por una segunda persona. En el documento consta que la occisa presenta muestras de agresión en su cuello. El deceso ha sido calificado como muerte violenta. El delito podría ser tipificado como un feminicidio, convirtiéndose en el primer caso de este tipo en Imbabura en lo que va del 2015.