Tasa de muertes violentas en Imbabura bajó

06:04 1089 hits

Tasa de muertes violentas en Imbabura bajó

Ratio:  / 1
MaloBueno 

p38Certeras puñaladas, un disparo, personas que decidieron acabar con su vida y otras que por azares del destino encontraron la muerte de manera accidental, son parte de las estadísticas de aquellos que fallecieron en lo que va del 2015. El equipo de efectivos policiales élite de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida Muertes Violentas Extorsión y Secuestro, DINASED, ha tomado el procedimiento respectivo en cada uno de estos casos suscitados.


CRÍMENES RESUELTOS. En lo que respecta a muertes violentas, es decir, asesinatos u homicidios, el trabajo de los uniformados ha sido fundamental. Y es que, a partir del primer crimen registrado alrededor de las 18:30 del 12 de enero, hasta el asesinato suscitado la madrugada del 19 de mayo, quienes han cometido estos graves delitos, han sido capturados, y puestos a órdenes de las autoridades competentes de manera casi inmediata. Un total de ocho crímenes se han cometido en este año. De estos, siete de los presuntos autores ya se encuentran tras las rejas. Mientras que en uno de los casos, una persona está siendo investigada.

 

PROCESO. Ricardo Benítez, jefe provincial de la DINASED - IMBABURA, asegura que la efectividad de su trabajo se debe a la celeridad con la que acuden al lugar de los hechos y al oportuno levantamiento de toda la información necesaria. “Al llegar a una escena de crimen lo primero que se hace es reconocer el lugar y verificar a través de operaciones de inteligencia todos los indicios posibles para determinar al o los responsables de esa muerte. En ocasiones, los levantamientos los hemos realizado en casas de salud donde las personas fallecen por la gravedad de sus heridas, entonces ubicamos el lugar donde se registró el hecho y desarrollamos técnicas de indagación tan prolijas que nos han permitido llegar a quienes cometieron el ilícito rápidamente y a su vez generar, por medio de los elementos de convicción suficientes, los indicios necesarios para que los responsables de estos hechos de sangre sean judicializados”, mencionó el oficial. Cabe destacar, que en comparación al 2014, para el uniformado, el índice de muertes violentas y homicidios ha disminuido.

LOS CASOS. Dentro de este recuento, los casos más violentos se han registrado en el distrito Ciudad Blanca. Seis de las ocho muertes violentas registradas se han suscitado en esta jurisdicción. Sin embargo, dichos episodios criminales se han registrado por riñas, enfrentamientos, determinados como violencia comunitaria. Benítez sostiene que en vista de este alto factor de violencia se han desarrollado estrategias que, en coordinación con personal preventivo, liderado por Juan Jaramillo, jefe de la Subzona Imbabura número 10, han permitido disminuir estos hechos de sangre. “En base a los datos e información proporcionada por las diferentes situaciones registradas se han generado acciones para que se pueda evitar que más personas se conviertan en víctimas o victimarios por estar bajo los efectos del alcohol”, dijo Benítez.

MUERTE ACCIDENTAL. Nueve personas han sido víctimas de situaciones fortuitas que les ha costado la vida. El último caso sucedió  en la parroquia de Salinas, cuando un hombre fue encontrado muerto y sumergido en el canal de riego de la localidad. Caídas, sumersión, entre otras, son parte de las causas por las que estas personas perecieron. Benítez manifiestó que también dichos casos se investigan minuciosamente. “De la misma forma levantamos toda la información pertinente, el análisis del lugar de los hechos y más para descartar o confirmar que esta persona murió por causa de una mala caída o una situación involuntaria”, manifestó el oficial a cargo de la DINASED.

SUICIDIOS. En este aspecto, un total de 11 personas se quitaron la vida. Siete han tenido como móvil motivos pasionales, mientras que el resto han tenido como razón de su deceso, problemas intrafamiliares. Benítez sostiene que existen factores que conllevan a que una persona tome la decisión de autoeliminarse, no obstante, asegura que la mayor parte de los casos han sido por inconvenientes relacionados con problemas de tipo sentimental. “Líos amorosos son quizás las razones más fuertes por las que una persona decide quitarse la vida, en los procedimientos que hemos investigado nos encargamos de recopilar toda  la información posible, lo que nos ha llevado a determinar el tema pasional, como una de las primeras causas de suicidios en esta provincia”, destacó el uniformado.