Ataque al tráfico de consumo interno

06:04 1213 hits

Ataque al tráfico de consumo interno

Ratio:  / 0
MaloBueno 

p36En medio de la oscuridad de la noche, personal de la Jefatura Antinarcóticos de Imbabura, realizó tres allanamientos a domicilios asentados en el cantón Cotacachi. Un detenido, arma de fuego y marihuana fue el resultado de esta diligencia ejecutada.

 

DILIGENCIA. Personal antidroga se movilizó hasta el sector de Cuicocha. Un domicilio cerrado con rejas que colindaba con otro inmueble que yacía en medio de un extenso terreno fue el primer lugar en ser  visitado por los efectivos policiales. Trepando muros y tumbando puertas, los agentes del Grupo Especial Móvil Antidrogas, GEMA, ingresaron a una de las casas, mientras otro grupo de gendarmes entraron al otro domicilio.

BUSCARON TODO. En el lugar  los efectivos buscaron hasta debajo de las piedras. Al ingresar una mujer y sus siete hijos fue encontrada. Sus habitaciones fueron registradas minuciosamente. Mientras tanto, en la parte externa de la pequeña casa, policías de la JPAI, con linterna en mano recorrieron el terreno realizando un barrido completo del lugar. En el interior de la vivienda en cambio, otro grupo halló un arma determinada como tipo cartuchera, calibre 38, de fabricación artesanal y junto a ella un cartucho sin percutir, que estaba dentro de uno de los cajones de una pesada cómoda.

OTRO GOLPE. Una vez culminada la diligencia en este lugar, en caravana, los policías se dirigieron a otra vivienda ubicada en el sector de Calera Alto. Una pequeña tienda era el ingreso al sitio. Miembros del GEMA se encontraban en el interior buscando hasta el techo de la propiedad el presunto alcaloide que en el sitio se encontraba. Y es que información reservada llevó a los uniformados a estos inmuebles para ser registrados, pues, al parecer, los sitios son puntos de expendio de sustancias sujetas a fiscalización. Los minutos transcurrirán y de pronto, uno de los encapuchados del GEMA, dio el aviso positivo de haber encontrado droga.

ESCONDITE. La droga estaba guardada en pequeños paquetes de plástico transparente. Se trataba de marihuana la misma que estaba empacada y escondida entre bloques de cemento en la parte alta de una de las paredes del inmueble. De inmediato personal de la Unidad de Criminalística, nuevamente realizó la fijación y levantamiento de la nueva evidencia encontrada. Tras el hallazgo un hombre que residía en el lugar fue privado de su libertad por el ilícito. El sujeto conocido con el alias de “Chivilo”, fue inmediatamente detenido. Su conviviente no pudo contener el llanto y reclamaba al hombre sobre la sustancia encontrada en su casa. Cabe destacar que esta no es la primera vez que el ciudadano es aprehendido por delitos similares, pues registra antecedentes en el sistema policial.

MáS ALLANAMIENTOS. Una vez culminada la diligencia en la segunda propiedad, los uniformados avanzaron hasta una tercera vivienda ubicada en el sector de Calera Bajo, ubicado en el mismo cantón. En este lugar, se observó a personas en actitud sospechosa merodeando por la parte externa del sitio, se trataba de presuntos consumidores que llegaron al sitio para adquirir más del alcaloide, más eso no pudo ser establecido de manera formal. Sin embargo, el mismo procedimiento fue tomado por los uniformados y realizaron una minuciosa búsqueda en cada una de

las estancias de la casa. Todos los procesos antes indicados se desarrollaron en presencia del Fiscal de turno y de un Defensor Público, a fin de garantizar los derechos de quienes son encontrados en el interior de las casas allanadas.

áREA EXTENSA. El último inmueble allanado tenía en la parte externa una extensión de terreno de casi una hectárea, de las cuales una parte pertenecía al inmueble allanado. No obstante eso no fue impedimento para que los efectivos especializados de la JPAI, y el GEMA, desarrollen su trabajo. Entre los maizales, bajo las piedras, entre la tierra, y otros lugares los policías registraron. Con linternas y reflectores los uniformados buscaron en cada rincón del lugar.

DETENIDO. Ayer se llevó a cabo la audiencia de flagrancia en contra de alias “Chivilo”, tras ser determinado como sospechoso del presunto delito de tráfico y transporte de sustancias sujetas a fiscalización. Durante el desarrollo de la diligencia judicial, el representante del Ministerio Público inició l etapa de instrucción fiscal en su contra.

JUZGAMIENTO. En 10 días el hombre será llevado nuevamente ante la autoridad competente para la audiencia de procedimiento directo que se llevará a cabo en su contra. Mientras tanto,  el individuo deberá permanecer interno en el centro de privación de libertad de Ibarra. La evidencia fue ingresada en la bodega de la JPAI para luego ser destruida.