El drama de joven que pide eutanasia porque no quiere ser gay

Ratio:  / 0
MaloBueno 

homo

Bélgica. "Siempre pensé en la muerte. Desde mis primeros recuerdos, siempre estuvo presente. Esto es un sufrimiento permanente, es como estar prisionero en tu propio cuerpo".

Esto es lo que cuenta unhombre gay belga que está tratando de terminar con su vida porque no puede aceptar su homosexualidad.

Sébastien, cuyo nombre fue cambiado para proteger su identidad, es originario de Bélgica, donde la eutanasia es legal desde 2002.

Ha pensado cuidadosamente sobre el momento en el que espera que su vida llegue a su fin.

"No estoy preocupado por el momento en que me pongan el goteo en el brazo", explicó a la BBC. "Para mí, es solo una especie de anestesia", agrega.

La mayoría de los casos en Bélgica para los que se aprobó la eutanasia eran personas de edad avanzada que sufrían de enfermedades terminales, incluyendo cáncer. Sólo el 4% padecían trastornos psiquiátricos.

Tras 17 años de tratamiento terapéutico, Sébastien cree que no tiene otra opción que la eutanasia.

Afirma que se siente atraído por hombres jóvenes, tras atravesar una infancia difícil. Su madre estaba enferma y había una estricta ética católica en su familia.

"Toda mi vida me ha llevado a esto, en realidad", dice. "Mi madre tenía demencia, así que yo no estaba bien mentalmente".