29-08-2018 | 00:00

Que no sea solo la coyuntura

    “No hay oportunidades” es la frase que se escucha más de una vez luego de los incidentes del jueves 23 de agosto en Mascarilla, tras la muerte de un joven de 26 años, por la que un policía es el principal procesado. Lo sucedido debe crear conciencia y debe ser la gota que derrame el vaso para que se tomen acciones urgentes que eviten que lo sucedido el 23A (como ya lo denominan algunas personas) vuelva a repetirse. Acciones concretas, no solo palabras, acciones que lleven a la reflexión tanto de los comuneros, como de la Policía y el Gobierno. Se deben establecer consensos, que no queden en la coyuntura sino en la necesidad de que hay que cambiar una realidad en la que ya no se escuche decir a un representante del orden decir a los negros que “son la peor raza”, como dijo un vigilante aduanero a una mujer, así como hay que incentivar el respeto desde los comuneros, porque la ley no es letra muerta y debe cumplirse.

    MÁS INFORMACIÓN