Las cuentas de Face que mis hijas las borraron...

00:38 133 hits

Las cuentas de Face que mis hijas las borraron...

Ratio:  / 0
MaloBueno 

Como a cualquier ser humano, en especial joven, un día, estalqueando y curioseando -y, por tanto, redundando-, me enteré por casualidad que mis hijas Sara y Julia tenían cuentas de Facebook.
Mi primera reacción fue de alegría. Al fin tenía una manera de comunicarme directamente con ellas sin pasar por la mamá, ustedes ya se imaginarán por qué.

Pero me duró poco el entusiasmo porque una hora después de que les escribí para que fueran mis “amigas” desaparecieron del Facebook, casi al mismo tiempo.
Para entender mejor esta historia debo explicar que hace más de un lustro su madre y yo nos divorciamos y nunca más hemos hablado.
Cualquier cosita la señora lo arregla con el doctor Rendón, un señor extraño que se dedica a reconstruir casas patrimoniales derruidas, que pertenece a los masones, que rinde cuentas a su señora cada cinco minutos y que, además, es abogado.
Así que supongo que el abogado y restaurador masón aconsejó a su defendida que las chicas no tengan ninguna relación con su padre, ni siquiera por Facebook.
En la noche abrí mi computadora y entre a Face con la esperanza de que mis hijas ya me hubieran aceptado como amigo.
Pero no. Habían desaparecido de la red. ¿Alguien les prohibió o censuró? Por salud mental prefiero pensar que fue el doctor Rendón.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
@rd_bui