Una sala encerada con cáscaras de plátano

00:43 118 hits

Una sala encerada con cáscaras de plátano

Ratio:  / 0
MaloBueno 

El ambiente de trabajo es como el piso de una sala embadurnado de la grasa que sale de la cáscara de plátano.
Percátate de ello: durante todo el día caminas con cuidado para no resbalarte, caerte, golpearte la cabeza, dislocarte algún hueso o cometer algún error mientras caminas.


Un chisme puede hacerte perder el equilibrio. Un compañero o una compañera de malas artes puede dificultarte las tareas cotidianas. Un jefe puede pedirte que acudas corriendo a su despacho con el objetivo de que no puedas mantenerte en pie mientras te apresuras a atender su llamado.
Tan de moda están las oficinas de “talento humano”, antes conocidas como “recursos humanos” y antes como “departamento de personal” y, sin embargo, persisten en todas partes los entornos de trabajo donde debes moverte con precaución extrema.
Alguien no te quiere porque el jefe considera que haces mejor trabajo que los demás. Alguien quisiera verte muerto porque las personas te respetan y consideran y ríen contigo. Alguien te detesta porque no necesitas ser vulgar, patán ni morboso para hacerte popular o para que los demás te tengan miedo.
Usa tu corazón y tu cerebro. Siempre habrá alguien que no quiere verte ni te soporta. Usa zapatos a prueba de pisos embadurnados de la grasa que sale de la cáscara de plátano.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
@rd_bui