Barajando la economía ecuatoriana

00:00 69 hits

Barajando la economía ecuatoriana

Ratio:  / 0
MaloBueno 

¿Cómo resolverá Ecuador, en el corto y mediano plazos, los problemas de su atribulada economía? Repasemos la situación actual por el tamiz de los cuatro precios básicos de la economía.
Primero, el precio de los bienes, es decir la inflación. La producción ecuatoriana es cara. Y los bienes importados son también caros en Ecuador. Las compras que hacemos mensualmente para nuestro consumo han subido notablemente después de la vigencia de las salvaguardias de balanza de pagos. Al estar dolarizados y, por tanto tener una divisa fuerte como moneda corriente, los precios internos se transparentan y asemejan a los precios internacionales, sin que el nivel económico de la población sea cercano al de las potencias del primer mundo. La política restrictiva ha encarecido aún más los bienes importados y aquellos de producción local que dependen de materia prima importada.
Veamos el precio del dinero, es decir las tasas de interés. En cualquier segmento, las tasas en Ecuador son elevadas. Sea crédito de consumo o para financiamiento corporativo, los intereses son altos. Más aún, El Estado ecuatoriano paga intereses exorbitantes por los créditos que contrata en el exterior. Es víctima del llamado riesgo país.
En cuanto al precio de las divisas, Ecuador enfrenta ahora la desventaja cambiaria por estar dolarizado. El dólar se ha fortalecido en el mundo debido al buen desempeño de la economía estadounidense después de la recesión que se inició en el 2008, y por ello las exportaciones de los países dolarizados se han encarecido.
Por último, en cuanto a las materias primas -petróleo por ejemplo-, sus precios en los mercados mundiales siguen cayendo. Esto que es una buena noticia para las economías desarrolladas donde el petróleo es básico para su industria, es muy malo para Ecuador, pues su sector externo se balancea con petrodólares y su presupuesto se nutre con ellos. La baraja está difícil.