Misión diocesana 2015

00:00 66 hits

Misión diocesana 2015

Ratio:  / 0
MaloBueno 

Con gran interés pastoral se viene realizando la misión diocesana 2015 con el lema: “En Él, solo la esperanza”. Monseñor Valter Maggi en la misa solemne del envío realizada en la Iglesia catedral dijo: “la tarea de la Iglesia es Evangelizar porque nuestra esperanza está puesta en estos días de misión solamente en el Señor”.
Con un impresionante rito con el crucifijo que los ancianos pasaron a los esposos y estos a sus hijos, es como se genera el pueblo cristiano la trasmisión de la fe y así podemos decir: “Oh Cristo, Tú nos eres necesario”.
Contando con la presencia de varios sacerdotes, religiosos y fieles se efectúo el sábado 8 de agosto este envío misionero, el mismo que en las parroquias se está aplicando con las visitas a las familias y sectores. Con el folleto guía se reflexiona la proclamación de las bienaventuranzas, las que elevan nuestra esperanza hacia el cielo como hacia la nueva tierra prometida, traza el camino hacia ella a través de las pruebas que esperan a los discípulos de Jesús. Revistamos la coraza de la fe y de la caridad, con el yelmo de la esperanza de salvación.
En el sermón de la Montaña, no hay paradojas, es una promesa de la máxima felicidad que podemos aspirar, bien dice: “felices los que tienen alma de pobre, porque a ellos les pertenece el reino de los cielos” y así se continúa con otras bienaventuranzas de los pacientes, felices los que lloran, los que tienen hambre y sed de justicia, los misericordiosos, los de corazón puro, los que trabajan por la paz, felices los perseguidos por practicar la justicia y felices cuando sean insultados, perseguidos y cuando se los calumnien a causa de mí.
Siendo Jesús uno de los máximos líderes por su amor, solidaridad y redención con el género humano, su profunda espiritualidad es de un gran maestro que nos dice ven sígueme, y con las manos de un verdadero samaritano nos enseña a preocuparnos por el hermano prójimo que necesita su ayuda humanitaria para levantarse y curarse.