Sueños

00:00 51 hits

Sueños

Ratio:  / 0
MaloBueno 


Y dijo el discípulo: - ¡Háblanos de los sueños! Y dijo el maestro: De los sueños no se habla, se los vive; es mucho mejor aquel que duerme con un sueño auténtico que un sonámbulo semi-despierto.
Descansar no equivale a soñar, aquellos que se mortifican viven para soñar, mientras aquellos que viven sus sueños dejan de mortificar.
Hay gente que cuando duerme, parece estar muy despierta, porque realizan cosas sin tapujos ni prejuicios, son totalmente auténticos; pero en cuanto despiertan parece que siguen dormidos porque ni siquiera recuerdan quienes mismo son y peor aún luchan por sus sueños.
La vida es un largo despertar aún cuando estés dormido y es un breve soñar para plasmar la realidad.
Vive en lugar de solo mirar. Escucha en lugar de solo oír ruidos. Toca y saborea, en lugar de imaginar. Huele en lugar de sonarte la nariz.

CEGUERA.- ¿Quién es un ciego? El que tiene ojos pero no ve, el que puede mirar bien para afuera, pero a sí mismo no se ve.
El verdadero ciego no es el carente de vista. Ciego es quien tiene muros, quien vive en las cuatro paredes de un dogma o evangelio, el que construye un búnker o un fortín con sus ideas, el que desconoce que su mente es una celda.
Ciego es aquel que solo mira monumentos, escrituras o cuerpos, se postra ante ellos, se persigna, los venera o los respeta. Ciego es aquel que cree en la apariencia y no reconoce su propia conciencia.
Quien elogia la cáscara se pierde del condumio. La apariencia no necesariamente refleja la esencia.
Un ciego solo defiende un solo punto de vista, hace de su ceguera particular, una política de visión social.
No puedes prestar tus lentes a otra persona porque las medidas son distintas.