Tiempo de fanescas

09:47 199 hits

Tiempo de fanescas

Ratio:  / 1
MaloBueno 

german muenalaSin lugar a dudas es tiempo de fanescas, de las políticas y de las propias. A estas alturas casi todos los ecuatorianos ya hemos saboreado la fanesca, plato propio que lleva nuestra idiosincrasia.


La fanesca en el Ecuador es un símbolo nacional, a igual que los íconos patrios, pero en mis recorridos he visto que cada región o rincón del país ha desarrollado sus particularidades, por ejemplo en Cuenca a la fanesca le ponen mote, en el Carchi la adhieren papa, en Esmeraldas la hacen con verde rallado para dar la espesura necesaria y en la Amazonia es con yuca.
En Quito se sorprenden cómo en Imbabura le ponemos aguacate como uno de los aderezos indispensables y que solo comemos este plato hasta hartar el ego, mientras que los capitalinos a la fanesca lo acompañan con un segundo plato que es el puré de papas, para nosotros sería el molo y que lo comemos al siguiente día, además se sirven un tercer plato que es el dulce de higos con queso o  buñuelos que es propio de la época de Navidad.
Para saborear las fanescas hay que ver los gustos y las variedades.
Pero nadie entra en duda, este plato tiene un origen andino que se remonta a las costumbres gastronómicas de los pueblos ancestrales, porque solo en esta época se la puede elaborar por la variedad de productos agrícolas que se pueden cosechar como productos de la época.
Para las comunidades kichwas es tiempo del llullu muro o granos tiernos, que con sus ritualidades se las ha conservado hasta estos días y con esos procesos de mestizaje cultural se han ido incluyendo elementos, que como resultado han dado la fanesca actual.
Así es nuestra fanesca, que no necesita productos importados afectados por la subida de aranceles, pero en realidad su precio es un indicador de la situación real de nuestra economía.