Salvaguardias por vía terrestre preocupan a Colombia

04:33 1198 hits

Salvaguardias por vía terrestre preocupan a Colombia

Ratio:  / 0
MaloBueno 

p2TULCÁN. Tras el anuncio del Presidente Correa, en Tulcán, de aplicar salvaguardias a ciertos productos importados de Colombia que cruzan por vía terrestre al Ecuador, el movimiento turístico en el puente internacional de Rumichaca, ayer, fue normal, en referencia al ingreso masivo de ecuatorianos  que van a Ipiales y Pasto a comprar, de preferencia, artículos electrónicos.


SALVAGUARDIAS
El Servicio Nacional de Aduanas del Ecuador, SENAE, esperará disposición del Ministerio de Comercio Exterior COMEX para iniciar desde la próxima semana con el cobro de las salvaguardias terrestres  a ciertos  productos que provienen de Colombia. Hay que aclarar que estas salvaguardias ya se estaban aplicando a la importaciones desde marzo de este año, pero no regían, o en su defecto, no se cumplían para los artículos al por menor por vía terrestre.    
La Ministra Coordinadora de la Producción, Nathalie Cely, explicó durante el Gabinete en Tulcán, el pasado jueves, que no se trata de un nuevo impuesto, sino que se comenzará a cobrar un impuesto vigente que no se estaba recaudando.
Los bienes como televisores que son los productos que más traen los ecuatorianos de Colombia pagan de momento cinco impuestos: derecho arancelario 5%, arancel especial, Fodinfa 0,05%, IVA 12%, Seguro 1% y Flete por cada kilogramo 1,5%. El arancel especial se determina dependiendo del tamaño del televisor que va de menor o igual a 20 pulgadas (USD39, 97) hasta igual o mayor a 50 pulgadas (más de USD 158).

RECAUDACIONES
Desde la semana siguiente a estos cinco aranceles que actualmente pagan los televisores  se sumarán las salvaguardias que para estos productos en específico son del 45%. Jorge Arteaga llegó ayer  desde Manabí para comprar en Ipiales un televisor de 50 pulgadas por el cual cancelaron en la Aduana en Rumichaca un impuesto de 600 dólares. El turista ecuatoriano indicó que adquirió el televisor por  2 millones 500 mil pesos, es decir cerca de  1 200 dólares, sumados los 600 dólares de impuestos dan 1 800 dólares frente a los 2 500 dólares que un televisor de iguales características cuesta en Ecuador, dijo tiene un ahorro de 700 dólares.
El pago de impuestos se hace a través de la Declaración Aduanera Simplificada, DAS en Rumichaca. Los artículos cuyo valor superen los 2 000 dólares ya deben sujetarse a un proceso de importación.
Los bienes de sensibilidad media como útiles escolares pagan 15% de salvaguardia  y neumáticos para vehículos 25%.  
De acuerdo a Xavier Cárdenas, director general del Servicio Nacional de Aduanas del Ecuador (Senae),  las compras que los ecuatorianos hacen en Colombia bordean los 3,7 millones de dólares y las recaudaciones por esas compras  han generado 2 millones de dólares, y con salvaguardias se regulará la compra de estos productos, especialmente televisores.
Otra medida comercial en frontera es la  canasta comercial transfronteriza, Diego Tarupí, representante del sector comercial de Carchi, indicó que en dos semanas se generaría una reunión con representantes del Sectorial de la Producción para determinar qué artículos ingresarían en dicha canasta, cuál sería el monto, el cupo y la frecuencia.
La idea es que estos productos ingresen sin arancel y se vendan en Tulcán, de modo que los precios en ambas ciudades sean similares, desincentivando las compras ecuatorianas en el vecino país y motivando la el comercio de Tulcán.

VIGILANCIA  
Y paralelo a eso, suma el intenso control que personal aduanero hace en el puente internacional de Rumichaca vigilando que no haya paso de contrabando y la evasión tributaria. Además del control en el puente, hay otros puntos donde se revisa a los vehículos: La Y El Barrial, Guagua Negro y la Paz en Montúfar.
 
INCONFORMIDAD
Otra de las medidas en frontera que ya genera reacciones es el precio internacional para el combustible (diésel) para vehículos extranjeros de carga pesada que pasan a Ecuador. La orden del Presidente de que este combustible se venda a los extranjeros a precio internacional  de 3,15 dólares el galón, responde a una medida de protección a la transportación pesada nacional para ayudarlos a ser más competitivos. Sin embargo, los transportistas colombianos se quejan por la decisión. Por ejemplo, Lorena Mejía, de Transportadores Carvajal, dijo que la medida podría obligarlos  a encarecer los precios de los fletes.        
Transportistas extranjeros como Jhon Jairo Palacios, cruzaba ayer a Ecuador, proveniente de Medellín, transportando chocolates. El conductor dijo que llegan únicamente a Tulcán, pero afirmó que sí hay compañeros que pasan al interior de Ecuador y que ahora ya no podrían abastecerse de combustible porque les resultaría muy caro.  

SANTOS Y CORREA
      El anuncio hecho por el Presidente Correa en Tulcán, el pasado jueves, sobre estas medidas en frontera, ya generó una respuesta del Presidente colombiano Juan Manuel Santos, quien ayer durante su visita a Pasto, capital de Nariño - Colombia, frontera con Ecuador,  habló del desbalance comercial en esta frontera.
Según diarios del vecino país como El Tiempo de Bogotá,  el mandatario colombiano afirmó que dio instrucciones a su canciller, María Ángela Holguín, de transmitir hoy en Quito al Presidente Rafael Correa, el pedido de una reunión para   tratar el tema del desbalance comercial en frontera y las nuevas medidas anunciadas por el Gobierno ecuatoriano. Los medios del vecino país citaron a Santos: “Estoy seguro que podemos encontrar soluciones, pero en una forma como siempre ha sido nuestra relación con Rafael Correa, y él lo sabe: de amistad sensata, con respeto, con un ánimo constructivo. Y así lo vamos hacer. Ese problema que se está generando en la frontera lo vamos a arreglar a las buenas, como gente civilizada”.
El pedido de reunión entre mandatarios de Ecuador y Colombia mantiene la expectativa de los ciudadanos de frontera en torno a decisiones bilaterales que ayuden a enfrentar el desbalance comercial fronterizo. Pues con las medidas adoptadas por Ecuador, el sector comercial de Ipiales y Pasto ya mostró su preocupación y se declaró en alerta. La población fronteriza esperan que  una reunión de ambos mandatarios den respuestas para ayudar a  las dos zonas.