28-08-2018 | 00:00

Retirarán a migrantes que duermen en sitios públicos

Pese al corredor humanitario varios venezolanos decidieron no abandonar Tulcán. Ahora se los retirará de los sitios públicos donde duermen.

Tulcán. Aunque ninguna autoridad puede precisar a ciencia cierta cuántos ciudadanos venezolanos están radicados en Tulcán, y peor aún cuál es su condición migratoria, lo que sí es evidente es que varios de ellos, ante su precaria situación económica, se han tomado los espacios públicos como lugares para dormir.

No quisieron irse. Luego de que la semana anterior se activara el corredor humanitario, varios grupos de extranjeros no quisieron viajar a la frontera con Perú. Es el caso de Robin-son Gómez, quien de momento se dedica a la venta de caramelos en los buses. Este chofer profesional, dice que no viajó a Perú porque no tiene a nadie que lo espere y lo ayude en ese país. Además, su situación migratoria no está del todo regulada.

Tampoco Josué Salazar quiso viajar. Aunque afirma que está sola y que duerme en la calle, no se fue para no sentirse más lejos de su país. Desde Tulcán envía 7 o 10 dólares cada semana a sus seres queridos.

En la Concha Acústica del Parque Ayora, en Tulcán, hay otro grupo de 12 personas que desde hace un mes duermen aquí.

Ellos tampoco viajaron.

Retiros. Jhofre Benavides, comisario municipal, explicó que una vez agotados los recursos de ayuda como el transporte gratuito para que lleguen a su destino; se procederá al retiro de los ciudadanos de los sitios públicos por razones de seguridad. Para el funcionario local es importante que los espacios públicos no se conviertan en sitios inseguros. Esto, en referencia a que día atrás dentro de este grupo de migrantes ya se protagonizó una pelea, incluso con armas blancas, situación que atemoriza a los vecinos y transeúntes de este punto céntrico.

A eso sumó que se hará un control a las ventas ambulantes ya que no se puede permitir la saturación de la ciudad con ventas informales. Agregó que en Tulcán ya están conformadas las asociaciones pertinentes para ventas ambulantes y que no se otorgará más permisos. La mayoría de venezolanos se dedica a la venta en los buses y calles.