Vicepresidente Jorge Glas advierte que gente del gobierno quiere sacarlo del cargo

Ratio:  / 0
MaloBueno 

glasokDesde la cárcel 4 de Quito, en donde se encuentra detenido desde el pasado 2 de octubre acusado del presunto delito de asociación ilícita por el caso Odebrecht, el vicepresidente de Ecuador, Jorge Glas, reafirmó este lunes su inocencia y reiteró que se trata de un claro caso de persecución política cuyo objetivo es sacarlo del cargo.

En entrevista con CNN, el segundo mandatario, a quien el jefe de Estado, Lenín Moreno, le dejó sin funciones; dijo que es indudable que dentro del gobierno hay quienes lo quieren fuera de la Vicepresidencia. “No estoy acusando al Presidente de la República (Lenín Moreno)”, aclaró.

Dijo que confía en la justicia pero que la presión política y mediática ha querido dejarlo en indefensión pues en libertad él y su familia se estaban defendiendo “de un proceso lleno de vicios” y calculó al menos unas 3.000 noticias publicadas en su contra.

“Haberme traído a prisión, haberme cambiado las medidas cautelares es un acto carente de validez jurídica, ilegítimo e ilegal”, sostuvo al indicar que desde el 25 de mayo de este año fue sujeto de persecución y seguimiento extrajudicial y advirtió que fueron los mismos funcionarios del sistema nacional de inteligencia. “Tengo pruebas de ello, cuando yo escriba un libro, cuando todo esto termine, lo voy a publicar, tengo los nombres, las fotografías, cómo me seguían a mí y a mis familiares”, aseguró Glas.

El segundo mandatario afirmó que en el futuro no volverá a ejercer ninguna función relacionada con la política porque así lo había prometido a su familia. Dijo que esa decisión la había tomado incluso antes de candidatizarse a la vicepresidencia para el actual periodo, pero que aceptó por “un insistente pedido del presidente Lenín Moreno”.

“Me dijo que no aceptaba un no por respuesta (…) Lo tengo muy grabado en mi mente (…) lo que nunca pensé es que eso iba a desencadenar una serie de actos que me tienen un prisión. Tienen un vicepresidente de la República tras las rejas, sin que hayan podido encontrar una sola prueba en su contra porque yo no he cometido delito alguno”, añadió.

Glas manifestó que con el expresidente Rafael Correa ha hablado un par de veces, quien le ha expresado su respaldo. “Esto es un atropello jurídico que va a traer consecuencias para el sistema de justicia, porque al final, como me van a acusar en la audiencia de formulación de cargos, con qué pruebas van a vincular al vicepresidente”, cuestionó.